¿Te urge un préstamo? Ten cuidado, estas empresas comenten fraude

Una muestra de cómo podrían ofrecerte el dinero
Una muestra de cómo podrían ofrecerte el dinero

¿Te urge un préstamo? Ten cuidado, estas empresas comenten fraude

Créditos por WhatsApp.Una muestra de cómo podrían ofrecerte el dinero
Especial/El Financiero
2018-02-22 |20:40 Hrs.Actualización20:40 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque ante una necesidad económica es mejor recurrir a los mecanismos formales

La Condusef alertó a la población que tiene en trámite o planea solicitar un crédito, ya que se han incrementado los casos en los que los delincuentes se hacen pasar por empresas debidamente registradas para cometer fraudes.

Mario Di Costanzo, titular de la Condusef, dijo que mientras el año pasado sólo se presentaron cinco casos de este tipo, para 2018 las denuncias por incumplimiento de contrato han ido en aumento.

EL MODUS OPERANDI

En todos los casos, indica la Condusef, a los defraudados les solicitaron un pago de comisión de apertura previo para dar el crédito y detectaron que estas supuestas empresas, tienen sede en Colombia y Florida.

Estas empresas usurpan la identidad de una empresa legal. Uno de estos casos es “Tu crédito ya”, que se hace pasar por una gestora, utilizando el nombre de la Sofom ENR “Pro Confianza”. La página contiene logos de Condusef y de la CNBV, el mismo domicilio fiscal de la Sofom suplantada y mismos términos y condiciones de contratos.

“El problema central radica en que no es una Institución Financiera, ya que suplantan la identidad de Pro Confianza y han defraudado a los usuarios mediante el pago anticipado de un porcentaje del crédito a otorgar. Ya sea por medio físico o electrónico, los usuarios entregan datos personales y financieros a una Entidad no Financiera”, alertó Di Constanzo.

Otro caso detectado, es “Creditech” que se hace pasar por la “Sofom Kreditech”. “El fraude ocurre cuando un promotor de la empresa Creditech, S.A. de C.V. se presenta en el domicilio de un usuario ofreciendo un crédito en condiciones atractivas. El promotor proporciona vía WhatsApp un número de cuenta de Banamex a la cual debe hacerse un depósito por concepto de comisión, que equivale al 10% del monto del crédito aprobado”.

Una vez hecho el depósito, el promotor visita al usuario nuevamente para entregarle un contrato que contiene las características del crédito aprobado y obtiene información sensible del cliente, en donde le hace entrega de un cheque apócrifo con el monto del supuesto crédito otorgado.

Esta supuesta empresa tiene su matriz en Florida, EstadosUnidos, y cuenta con oficinas en Colombia, pero utilizan el domicilio de “Kreditech” que si se encuentra debidamente registrada.

Otro caso es el de “Crédito Fácil”, que ofrece créditos vía Facebook Messenger y para aprobarlo le solicitan al usuario que envíe sus documentos personales, tales como identificación oficial, comprobante de domicilio y estados de cuenta bancarios. Después por chat envían al usuario la propuesta de un crédito aprobado y le dan un número de cuenta de Santander al que deben hacer un depósito por concepto de “comisión por apertura” de 345 pesos y que en dos hora se liberará el supuesto crédito , pero una vez que el usuario ha hecho el depósito solicitado, termina la comunicación, sin obtener el crédito.

La página falsa utiliza el nombre comercial y el logotipo de HINV, S.A. de C.V., Sofom, E.N.R., cuyo nombre comercial es “Crédito Fácil” y su registro está vigente ante la Condusef.

Di Costanzo Armenta consideró que aunque pareciera bajo el monto de los fraudes, ya que las comisiones varían dependiendo del supuesto monto que se prestara de entre 5 a 15 mil pesos, lo alarmante es que estas defraudadoras tienen todos los datos personales de las personas y puede originarse otro tipo de fraude como robo de identidad a los usuarios.

¿CÓMO EVITARLO?

Las páginas falsas detectadas hasta ahora han sido ya reportadas como fraudulentas, pero aún continúan activas, indicó Di Costanzo, por lo que una de las recomendaciones es desconfiar de aquellos que ofrezcan créditos preautorizados sin checar buró y con tasas muy bajas, tampoco realizar ningún pago antes del otorgamiento de un crédito y tampoco hacer operaciones a través de Facebook, ni Whatsapp sin cerciorarse que la entidad realmente ofrece créditos por internet y que se encuentran registrados sus contratos en el RECA, además de revisar el origen de la página que están promocionando estas defraudadoras.