Luego del COVID-19... ¿Qué pasará con la renta de inmuebles a estudiantes?

Con la pandemia muchos estudiantes dejarán de rentar inmuebles por el impacto económico
Con la pandemia muchos estudiantes dejarán de rentar inmuebles por el impacto económico

Luego del COVID-19... ¿Qué pasará con la renta de inmuebles a estudiantes?

A dónde.Con la pandemia muchos estudiantes dejarán de rentar inmuebles por el impacto económico
Nación321
2020-07-10 |07:08 Hrs.Actualización07:08 Hrs.

Las rentas de estudiantes representan un sector muy amplio. La contingencia por Coronavirus ha traído condiciones atípicas que afectan a ambas partes.

Aunque México está en un proceso de adoptar una "nueva normalidad", es probable que el regreso de los universitarios a las clases presenciales no se dé inmediatamente. Esto representa un reto para los propietarios con renta de habitaciones para estudiantes, quienes verán afectados sus ingresos por este concepto.

Cada caso es distinto y depende de la situación económica en la que se encuentren tanto ellos como los inquilinos, sin embargo, hay aspectos generales en el comportamiento de este sector que ya se dejan ver y que determinarán las acciones de muchos arrendadores en el futuro.

En esta ocasión, Vivanuncios, el portal inmobiliario de eBay, te explica qué ha sucedido y podría suceder en los próximos meses con los precios de estos inmuebles.

Posibilidades económicas

Hay un sector de personas en este mercado que ha logrado mantener sus ingresos y, por lo tanto, han podido continuar con el pago de la renta de departamentos para estudiantes, ya sea que hayan regresado a sus lugares de origen o sigan habitando el inmueble.

Este caso se presenta por lo general con estudiantes de universidades privadas, y aunque este escenario sería el ideal, la realidad es que son muy pocos quienes han logrado mantener un nivel económico suficiente para hacerlo.

Posibilidades limitadas

Este sector del mercado es mucho mayor que el anterior. Se trata de aquellos que hacen un esfuerzo más grande para pagar una renta de habitación para estudiantes. Incluso, hay quienes se ven en la necesidad de estudiar y trabajar para ayudar a sus padres con estos gastos.

Con la contingencia es probable que sus padres, e incluso ellos mismos, hayan perdido su empleo, y que la mayoría hayan decidido regresar a sus lugares de origen, terminado anticipadamente el acuerdo de arrendamiento y dejando vacantes sus espacios rentados. Esto provoca que la oferta incremente y la demanda se reduzca de forma temporal.

Caseros que dependen de la renta

Al analizar las condiciones de los caseros de renta para estudiantes ante esta situación, se identifican dos tipos. El primero son aquellos arrendadores cuyo ingreso principal es por este concepto. Ellos son los más afectados por la contingencia, ya que es probable que sus inquilinos hayan tenido que emigrar, por lo que tienen dos opciones:

  1. > Bajar los precios de sus rentas, en espera de encontrar un inquilino durante este periodo.
  2. > Esperar el regreso a clases, apoyándose económicamente de sus ahorros.

Una opción para negociar el pago de la renta de departamentos para estudiantes, casa o habitación, y beneficiar a ambas partes, es diferir el pago de la mensualidad durante el tiempo que dure la contingencia, sumando la cantidad proporcional a los meses posteriores. De esta manera, el inquilino tendrá su lugar asegurado a su regreso y el arrendatario recuperará los ingresos que dejó de percibir durante la ausencia de aquel. Para esto, los arrendadores pueden aprovechar los beneficios de congelamiento de pagos de deudas de los bancos e instituciones de vivienda, por si está pagando hipoteca.

Caseros que no dependen de la renta

Aunque rentar un inmueble ciertamente es un negocio, existe otro tipo de arrendador, que es aquel que no depende principalmente de su renta para estudiantes, sino que representan un ingreso extra. Estos, por consiguiente, tienen la posibilidad de ser más flexibles con sus inquilinos.

Pueden optar por varias opciones: 

  1. > Diferir el pago de la renta, como se explicó en el caso anterior.
  2. > Suspender pagos de la renta durante la contingencia.
  3. > Reducir el pago a un mínimo, sólo para cubrir el pago de los servicios básicos.

Claro que la decisión que tomen el arrendatario y el inquilino en conjunto dependerá de las condiciones de cada uno, tomando en cuenta que en este caso son estudiantes, que muy probablemente, no tienen gran capacidad económica.

Clases presenciales

Como se ha analizado, actualmente el mercado de renta de habitaciones para estudiantes pasa por un periodo atípico. Las medidas de restricción en la movilidad han provocado que haya una sobreoferta de inmuebles, así como una reducción temporal de la demanda. 

Esto, en teoría, debería hacer que los precios bajen para intentar captar inquilinos más rápidamente a su regreso a las aulas. Sin embargo, lo más probable es que los precios se mantengan durante las primeras semanas o meses después del regreso a clases presenciales, cuando el mercado “se normalice”, para aminorar el impacto en los ingresos de los arrendadores.

Es poco probable que suban considerablemente los precios de renta de departamentos para estudiantes, habitaciones o casas para compensar las pérdidas, ya que esto pondría al arrendador en desventaja ante aquellas propiedades que opten por mantener o bajar sus precios.

Así mismo, los caseros tienen la opción de acondicionar su inmueble para permitir las rentas compartidas, con lo cual podrían ofrecer precios menores, pero compensar los ingresos con la inclusión de dos o más inquilinos.

Es muy temprano para predecir con exactitud lo que pasará en este nicho, aunque las condiciones apuntan a un panorama favorable para los inquilinos donde los precios de renta para estudiantes se mantendrían e incluso podrían bajar un poco con el regreso a las aulas.

Recuerda que en Vivanuncios puedes encontrar inmuebles en renta de todo tipo, ya sea casas, departamentos o cuartos, para estudiantes en todo el país.