Procuraduría: Inexpertos y conocidos, los secuestradores de Norberto

Lamento.
Familiares y amigos de Norberto Ronquillo durante una protesta para exigir justicia por el caso
Lamento.
Familiares y amigos de Norberto Ronquillo durante una protesta para exigir justicia por el caso

Procuraduría: Inexpertos y conocidos, los secuestradores de Norberto

Lamento.Familiares y amigos de Norberto Ronquillo durante una protesta para exigir justicia por el caso
Cuartoscuro
2019-06-12 |07:12 Hrs.Actualización07:12 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque este crimen muestra la vulnerabilidad de los estudiantes en la Ciudad de México

Las líneas de investigación que tiene la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJCDMX) en torno al secuestro y homicidio de Norberto Ronquillo Hernández, apuntan a que los responsables podrían ser plagiarios inexpertos, muy probablemente cercanos a la víctima.

Así lo reconocieron autoridades de la dependencia capitalina, quienes confirmaron que el cuerpo de Norberto no cuenta con impactos de arma de fuego y que su muerte se derivó de un estrangulamiento y golpes.

Las dudas que deja el caso del estudiante Norberto Ronquillo

Ernestina Godoy, procuradora de justicia capitalina, apuntó en diversas entrevistas con medios electrónicos que, tras el análisis de la información, se advierte un caso atípico, y aseguró que hay dos principales líneas de investigación.

“No parece ser de profesionales dedicados al secuestro, pero no descartamos”, dijo la funcionaria en el noticiero de Joaquín López-Dóriga, tesis que se refuerza con el hecho de que la víctima fue asesinada “muy rápido”.

Aseguró que no está descartada la línea de investigación que apunta a la participación de la delincuencia organizada. De hecho, la Fiscalía General de la República también trabaja en el caso, coordinada con la autoridad local.

Autoridades de la Procuraduría consultadas por El Financiero, confiaron que tampoco se descarta que una persona cercana a la familia o al joven pudiera estar implicada directamente en el caso.

“Quienes lo secuestraron sabían sus movimientos, horarios, lugares que frecuentaba y, por supuesto, la información económica familiar, sabían todo, por eso no se descarta que detrás hay alguien cercano a la familia”, apuntaron.

Por lo pronto, las autoridades ya tomaron declaración a familiares, amigos y compañeros de escuela de la víctima, con el fin de poder obtener mayores detalles que puedan llevar a la captura de los responsables.

Godoy aseguró que en el caso están poniendo no sólo el talento con que cuenta la Procuraduría capitalina, sino también están poniendo “el corazón” para dar con plagiarios. “Esperamos no fallar”, dijo.

Norberto Ronquillo Hernández, de 22 años y originario de Delicias, Chihuahua, fue secuestrado cuando salió de la Universidad del Pedregal el pasado 4 de junio y pese a que sus familiares pagaron para que fuera liberado, el cuerpo del joven fue encontrado este lunes en un paraje de la alcaldía Xochimilco.